25 de noviembre, Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra la Mujer

Socioformación

25 de noviembre, Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra la Mujer

  • Por exhorto del Congreso de la Unión, desde inicios del 2014, México se sumó a #DíaNaranja de la ONU

*Artículo publicado el 25 de noviembre de 2014 en Reflexión Informativa Oaxaca

Hoy es martes de Socioformación, y martes 25 de noviembre, Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, instituido formalmente por la Organización de las Naciones Unidas (ONU) en el año 2013, luego de los resultados de un estudio que detalló ese año la Organización Mundial de la Salud (OMS), por el que se confirmó que la violencia contra mujeres y niñas es una de las violaciones de los Derechos Humanos más generalizadas.

ONU-Mujeres ya operaba desde 1996 el Fondo Fiduciario de la ONU para poner fin a la violencia contra las mujeres, pero fue hasta 2013 cuando se formalizó la celebración del Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, el 25 de noviembre. La fecha también conmemora el brutal asesinato, en 1960, de las tres hermanas Mirabal, activistas políticas de la República Dominicana.

Queridas lectoras y lectores, como ven en el párrafo anterior, este día primordialmente se ‘celebra’, porque es una ‘viva y entusiasta’ jornada de información, sensibilización y capacitación, para generar conciencia e inspirar acciones que pongan fin a la violencia contra las mujeres y niñas en el mundo.

La ONU nombró este día #DíaNaranja y a la campaña que lo difunde #ÚNETE, que va marcando la pauta para ‘pintar’ las acciones enmarcadas en él “con el color designado para simbolizar un futuro más esperanzador sin violencia” (Ver detalles en http://www.unwomen.org/es/news/in-focus/end-violence-against-women ).

En los Estados Unidos Mexicanos, atendiendo a ONU-Mujeres, fue a inicios del 2014 cuando el Congreso de la Unión dirigió un exhorto al Poder Ejecutivo, federal y estatales, para que se sumaran a la campaña #ÚNETE del #DíaNaranja para poner fin a la violencia contra las mujeres y las niñas.

El #DíaNaranja tiene como objetivo resaltar las recomendaciones contenidas en las conclusiones acordadas durante la última sesión de la Comisión sobre la Condición Jurídica y Social de la Mujer de la ONU, realizando actividades en todo el mundo, guiadas por las oficinas locales de la ONU y Organizaciones de la Sociedad Civil (OSC), subrayando asuntos relevantes para prevenir y acabar con la violencia contra las mujeres y las niñas.

En México, desde el 25 de febrero, cada mes, se realiza el #DíaNaranja que incluye desde vestir con ropa naranja o usar un lazo naranja, hasta iluminar edificios y monumentos con ese color. Pero la campaña #ÚNETE del 25 de noviembre de cada año, debe durar los sucesivos 16 días, con activismo contra la violencia de género, que debe finalizar el 10 de diciembre, Día de los Derechos Humanos.

Durante estos 16 días, ONU-Mujeres, OSC y gobiernos tienen una oportunidad para movilizarse y concienciar (http://lema.rae.es/drae/?val=concienciar: Hacer que alguien sea consciente de algo. Adquirir conciencia de algo.) a todo el mundo para prevenir y acabar con la violencia contra las mujeres y las niñas.

Este 25 de noviembre, la campaña #ÚNETE invita a ‘pintar de naranja nuestro barrio’ destacando los siguientes temas estratégicos como mensajes globales (más detalles en http://www.unwomen.org/~/media/headquarters/attachments/sections/news/in%20focus/25%20november/mensajes_nov25_esp.pdf ):

  • Violencia contra las mujeres:

La violencia contra las mujeres es una consecuencia de la discriminación contra las mujeres y las niñas, tanto en la legislación como en la práctica, y de la persistencia de las desigualdades entre hombres y mujeres.

  • La educación y capacitación de las mujeres:

La educación juega un papel importante en el cambio de los estereotipos de género que perjudican, promueven o toleran la violencia contra las mujeres y las niñas.

  • Las mujeres y la pobreza:

Las mujeres y las niñas que viven en pobreza, a menudo se enfrentan a un mayor riesgo de abuso, tienen pocas vías de escape, y les resulta más difícil el acceso a los servicios de salud, de policía, jurídicos y sociales.

  • Las mujeres y la salud:

La violencia contra las mujeres y las niñas tiene un efecto perjudicial sobre la salud, incluyendo la salud sexual, reproductiva y mental. Para hacer frente a las necesidades inmediatas y a largo plazo de todas las mujeres y las niñas víctimas de la violencia, se requieren servicios coordinados multisectoriales. Con el fin de garantizar el acceso a los servicios de prevención y protección, las mujeres y las niñas deben ser conscientes de sus derechos y de los servicios disponibles en sus comunidades.

  • Las mujeres y la economía:

El empoderamiento económico de las mujeres es un elemento esencial para hacer frente a las causas estructurales y subyacentes de la violencia contra las mujeres y las niñas. Abordar la desigualdad económica de la mujer es de particular importancia en la reducción de la violencia contra las mujeres y las niñas a largo plazo.

  • Las mujeres en el poder y la toma de decisiones:

Las mujeres en el poder y la toma de decisiones tienen un papel crítico que desempeñar en los esfuerzos para eliminar la violencia contra las mujeres y las niñas. Las mujeres a menudo son objeto de violencia en el ejercicio de sus derechos políticos o cuando participan activamente en la política.

  • Mecanismos institucionales para el progreso de las mujeres:

El establecimiento de mecanismos estatales para coordinar a los diferentes actores de la sociedad, incluyendo a la sociedad civil, es necesario para garantizar la aplicación efectiva de las leyes y políticas que abordan la violencia contra las mujeres y las niñas. Las perspectivas de género deben integrarse en toda la legislación, políticas públicas, programas y proyectos.

Unámonos hoy al #DíaNaranja y también cada 25 de mes, de cada año. Al respecto, recomiendo seguir las Líneas de Tiempo de @ONUMujeres, @pnud y @ONU_es. Muchas gracias por su amable lectura, recuerden que estoy a sus órdenes para cualquier precisión o aportación sobre los temas abordados y atenta a cualquier propuesta que podamos enriquecer de forma colaborativa.

Sobre la autora:

Licenciada en Comunicación y egresada de la maestría en Mercadotecnia; Diplomada en Derecho de Acceso a la Información Pública, Transparencia y Rendición de Cuentas; Diplomada en Políticas Públicas con Perspectiva de Género.

Ha sido catedrática de Publicidad, Mercadotecnia, Marketing Político, Comunicación Política, Opinión Pública, Periodismo, Ética de la Información y Derecho de la Información (DI) en Instituciones de Educación Superior (IES) privadas de Oaxaca.                                                                        @CruzAmira