Tribunal Electoral ordena retirar La Mañanera del 19 de julio

Agencias

La Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) confirmó ordenar al presidente Andrés Manuel López Obrador, y a su vocero Jesús Ramírez, eliminar la conferencia mañanera del 19 de julio, al comprobar que violó la veda de la consulta popular con la presentación de la subsecretaria del Bienestar, Ariadna Montiel, quien destacó programas sociales. 

En sesión privada y sin notificación pública de la decisión, esta semana, la Sala Superior del Tribunal Electoral respaldó la decisión de la Comisión de Quejas y Denuncias del Instituto Nacional Electoral (INE) para emitir esa medida cautelar que implica la suspensión del material denunciado. 

El magistrado Reyes Rodríguez Mondragón reveló el sentido de esta sentencia a través de su cuenta de Twitter.

El vocero de la Presidencia, Jesús Ramírez, impugnó la decisión de la Comisión de Quejas y Denuncias del INE del pasado 21 de julio, de conceder las medidas cautelares solicitadas por el Partido Acción Nacional (PAN) para que eliminar la conferencia mañanera del 19 de julio, donde la subsecretaria del Bienestar habló durante más de 10 minutos sobre el avance de programas sociales, principalmente de la pensión a adultos mayores, lo que es ilegal en tiempos de veda por la consulta popular que se realizará el domingo 1 de agosto. 

En el resumen que compartió el magistrado Rodríguez Mondragón, se detalla que la Sala Superior decidió confirmar las medidas decretadas por el INE para el Presidente de la República “porque no se puede considerar que los actos denunciados están consumados, pues su vigilancia se extiende por la posibilidad de reproducción”. 

    Las y los magistrados determinaron que “hay elementos objetivos para concluir que existe un riesgo inminente de que las manifestaciones se repitan. Además, la conducta del presidente ha sido sistemática, ya que han hecho referencia a propaganda prohibida en diversas ocasiones, durante el proceso electoral reciente”. 

Con esta determinación, el gobierno de México deberá eliminar cualquier material audiovisual que haga referencia a la conferencia de prensa de ese lunes; será la Sala Regional Especializada del Tribunal Electoral la que determine si 

Jesús Ramírez y el titular del Centro de Producción de Programas Informativos y Especiales (Cepropie) deberían ser amonestados, como sucedió con violaciones similares en la veda del proceso electoral.