Seguirá fuga de capitales en México, alerta experto

La Jornada

El incremento de depósitos de mexicanos en bancos de Estados Unidos es un fenómeno que seguirá en los meses siguientes, en un entorno de incertidumbre por el efecto económico de la pandemia por el nuevo coronavirus y porque es una manera en que se refleja la percepción que tienen los dueños de esos recursos sobre la situación del país, afirmaron especialistas.

Continuará la salida de capitales tomando en cuenta el escenario de expectativas negativas para la economía mexicana, que seguirán presionando el tipo de cambio. Los dueños del dinero, para protegerse, prefieren tener sus depósitos en dólares y no en pesos. De ahí que también los extranjeros están vendiendo parte de su participación en bonos de la deuda pública interna, comentó Arturo Huerta González, profesor de posgrado de la Facultad de Economía de la Universidad Nacional Autónoma de México.

La Jornada publicó este viernes datos de la Reserva Federal (FED, por sus siglas en inglés) de Estados Unidos, que muestran que el monto de los recursos transferidos por mexicanos a cuentas bancarias en ese país sumó 76 mil 166 millones de dólares en enero, monto no superado por los nacionales de ningún país de Latinoamérica.

Esa historia ya la vimos. El mismo Banco de México está con las coberturas cambiarias para tratar de frenar la salida de dólares. Eso se vivió en 1982 y 1994. Se terminaron los créditos externos solicitados para hacer frente a la demanda especulativa de dólares y se acabaron las reservas internacionales. Caímos en una crisis de proporciones mayores, enfatizó Huerta.

James Salazar, subdirector de análisis económico de CIBanco, aseguró que dichas transferencias de capitales no son el mayor monto, aunque deja ver la incertidumbre de los extranjeros por las condiciones del país.

Cuando las perspectivas económicas de México son bajas, el inversionista busca cubrirse. Sigue la idea de que lo mejor es invertir en dólares, precisó.

Para el futuro, argumentó Salazar, se puede esperar que ello se incremente, hacia los 84 mil millones de dólares.

Nos damos cuenta de que el sistema económico nacional está en crisis. No hay certidumbre política o económica para la inversión extranjera o local, y eso lleva a que los capitales de empresas mexicanas se vayan a Estados Unidos, expresó Alejandro Salcedo Pacheco, presidente nacional de la Asociación Latinoamericana de Micros, Pequeños y Medianos Empresarios.

El directivo sostuvo que serán de suma importancia los anuncios que el gobierno realice sobre qué va a hacer para la reactivación económica derivada del Covid-19.