Plantones invaden el zócalo de Oaxaca; gobierno no resuelve la problemática

Oaxaca de Juárez. Al menos cuatro plantones mantienen sitiados los accesos del palacio de Gobierno y del zócalo de la ciudad capital.

Organizaciones sociales, desplazados y maestros de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), han ahogado por completo el corazón de la ciudad.

En primer plano se puede observar a un grupo de indígenas Triquis desplazados de San Juan Copala, mismos que son liderados por Lorena Merino y quienes han permanecido por al menos dos años en los corredores de palacio de gobierno en exigencia de condiciones para que poder regresar a sus comunidades.

Por otro lado, supervisores de la CNTE mantienen otro cerco en demanda de solución a sus peticiones laborales, económicas y sindicales.

Los mentores han solicitado al gobierno de Murat, el reconocimiento de ascensos y conciliación de claves presupuestales a cuatro supervisores, la adquisición de vehículos, el pago de retroactivo por concepto de visitas escolares realizadas durante los años 2015 al 2020, con incremento del 100%, entre otros.

En tanto, pobladores de los Parajes Unidos, Lomas del Quio, el Coquito y los Mangales; pertenecientes a Santa Cruz Xoxocotlán que fueron desplazados de sus viviendas llevan instalados más de 10 días en demanda de justicia por la quema de viviendas.

Finalmente, un grupo de pobladores de Santa Catarina Juquila instalaron un plantón en el zócalo como medida de presión para demandar al gobierno la solución al conflicto agrario que mantienen con pobladores de Santiago Yaitepec, por la disputada del pedimento lugar que es visitado por feligreses todo el año.

Estos últimos han mantenido diversas movilizaciones en los últimos tres días en diversas dependencias del gobierno del estado, sin que hasta el momento obtengan una respuesta a sus peticiones.