Especialistas del IMSS Tabasco salvan vida de mujer, al activar Código Cerebro

0
388

A través de protocolo Código Cerebro, un equipo multidisciplinario del Hospital General de Zona (HGZ) No. 46 del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Villahermosa, Tabasco, logró salvar la vida de una mujer de 27 años en menos de dos horas, quien presentó un evento vascular cerebral (EVC).

Claudia Cecilia “N” acudía a una cita de seguimiento en el HGZ No. 46 en compañía de sus padres, cuando al descender de su vehículo sintió un repentino y fuerte dolor de cabeza, además de la pérdida del movimiento de la mitad de su cuerpo.

La situación alertó a sus papás, quienes la ingresaron al servicio de Urgencias en donde fue recibida por un equipo médico multidisciplinario para la valoración de su estado de salud. Los síntomas fueron determinantes para activar el protocolo Código Cerebro.

“Una gran movilización de médicos y enfermeras se enfocaron en mi atención; me realizaron estudios, me aplicaron medicamentos y en un momento perdí por completo el conocimiento”, relató la joven derechohabiente.

Cuando despertó, se encontraba en una sala de Cuidados Intensivos con otros pacientes. “Me sentía bien, sin dolor de cabeza, pero aún sin poder mover la mitad del cuerpo”, añadió Claudia Cecilia.

Agradeció a los trabajadores de la salud del Instituto por sus servicios, debido a que siempre ha tenido experiencias positivas al recibir atención: “mi hijo nació en el IMSS y hoy estoy bien, gracias al Seguro Social por la atención que recibí. Agradezco a todos y al personal médico, quienes me devolvieron la vida”.

El especialista en neurología adscrito al HGZ No. 46, doctor Carlos Blaisdell Vidal, explicó que el IMSS en Tabasco cuenta con el tratamiento y personal médico especializado, quien coordina un sistema de comunicación para el manejo oportuno de pacientes con EVC.

Señaló que Claudia Cecilia fue atendida en un lapso de dos horas, se le realizaron diversos estudios y una tomografía de cráneo, los cuales fueron determinantes para iniciar el tratamiento trombolítico y desbloquear la arteria obstruida por un coágulo, con ello se devolvió la circulación a las arterias de su cerebro.

“En el caso de Claudia Cecilia, gracias a la atención oportuna, se logró una recuperación del 95 por ciento de su cuerpo, sin secuelas permanentes, lo que le permitió regresar a sus actividades cotidianas, sin discapacidad alguna”, detalló.

Blaisdell Vidal recordó que los EVC son la segunda causa de muerte y la primera en discapacidad en diversos países; por ello, llamó a la población derechohabiente a acudir de inmediato al servicio de Urgencias al primer síntoma súbito.

El neurólogo del Seguro Social explicó que dichos síntomas pueden ser dificultad para hablar, pérdida de movimiento en la mitad del cuerpo o desviación de boca, ya que el período para ser candidato al tratamiento trombolítico es de 4.5 horas; después de este tiempo la persona puede tener secuelas permanentes o perder la vida.