Llama diputada a Poder Judicial no permitir que agro industria evada decreto presidencial

A propuesta de la diputada Magaly López Domínguez, el Congreso Local aprobó emitir un exhorto dirigido al Poder Judicial de la Federación, que busca ponderar el derecho humano a un ambiente sano y una alimentación adecuada, por encima de intereses comerciales particulares.

El llamado legislativo, le solicita, al Poder Judicial de la Federación que en el uso de sus facultades, confirme la negativa de suspensión definitiva en los juicios de amparo interpuestos en contra del decreto presidencial que establece las acciones de la Administración Pública Federal, para sustituir el uso, adquisición, distribución, promoción e importación del glifosato, y de los agroquímicos utilizados en nuestro país que lo contienen.

Al hacer uso de la tribuna, López Domínguez, pidió se evite afectar el interés general, los derechos humanos de la población mexicana a un ambiente sano, a la biodiversidad, a la salud y a una alimentación adecuada, en beneficio de los intereses de las grandes corporaciones.

Expuso que, el pasado el pasado 31 de diciembre del 2020, se publicó en el Diario Oficial de la Federación (D.O.F.) el Decreto presidencial que busca eliminar progresivamente el uso de glifosato hasta enero de 2024, así como el maíz genéticamente modificado en la alimentación, sin permitir su siembra en México.

Situación que –dijo- ha desencadenado una respuesta bastante negativa por parte de la agroindustria, la cual ha interpuesto una serie de amparos contra el Decreto presidencial para evadirlo.

Explicó que, estas empresas buscan a través de juicios de amparo que el Decreto no pueda ser utilizado como fundamento para revocar permisos que ya tenían para la importación de glifosato y maíz transgénico, ni como herramienta de análisis en caso de nuevas solicitudes.

La legisladora morenista, indicó que, en 2015, el glifosato fue clasificado como “probablemente cancerígeno” por la Agencia Internacional para la Investigación sobre el Cáncer (IARC por sus siglas en inglés), de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

“Es momento de eliminar la tecnología transgénica y el glifosato, dañinos al medio ambiente y a la salud humana, y con ello además defender la soberanía y de la autosuficiencia alimentaria, pues la venta de semillas y agrotóxicos está controlada por unas cuantas empresas “expresó.

Finalmente, la diputada Magaly López Domínguez, detalló que, la Relatora de la ONU sobre el derecho a una alimentación adecuada indicó que para tener una alimentación adecuada nuestros alimentos deben estar libres de agrotóxicos.