“Nosotros ya existimos y somos una realidad social”. Marcha –Calenda por la Diversidad Sexual

En conferencia de prensa se anunció la realización de la quinta marcha –calenda por la Diversidad Sexual e Identidad de Género en Oaxaca: “Las calles son nuestras, los derechos también, además de señalar lo preocupante que resulta de que en Oaxaca no existan políticas públicas encaminadas a hacer contrapeso al clima de violencia y discriminación contra personas de la población lésbico, gay, bisexual, transexual y transgénero , travesti y queer (LGBTTT).

“La indiferencia del estado ante estos hechos lo vuelve cómplice de graves violaciones a los derechos humanos” patentizaron los representantes del comité organizacional de la marcha, las y los activistas sociales Melissa Boijseauneau, Jesús Yoshio y Rosario Villalobos.

Resaltaron que es importante la realización de este tipo de eventos como la marcha-calenda, para que redunden en un apoyo a las iniciativas de ley que se han presentado a la Cámara de Diputados para la protección de los derechos de la población LGBTTT.

“Seguimos en las mismas, la ley de la no discriminación aún no tiene reglamento, siguen golpeando homosexuales, siguen discriminándolos. Esta marcha no es para visibilizarnos, es que ya somos visibles, por eso nos golpean, por eso no nos atienden, por eso nos matan. Nosotros ya existimos y somos una realidad social” puntualizó Yoshio.

Los activistas consideraron reprobable que en pleno siglo 21, en Oaxaca y todo el país subsista la necesidad de exigir leyes más justas que incluyan a los grupos de la disidencia sexo-genérica: matrimonio igualitario y la adopción homoparental.

Además de exigir el cese a los ataques por parte de grupos religiosos y a la violencia física extrema de odio por fobia a las diversas expresiones de la sexualidad y el género.

Señalaron que las parejas de personas del mismo sexo casadas en Oaxaca son cuatro, y treinta nueve personas se ampararon en un amparo colectivo de interés legítimo que sintieron que la norma del artículo 143 de la constitución, que marcaba que el matrimonio solo era entre una mujer y un hombre con el fin de perpetuar la especie, era discriminatorio.

Llamaron a la iglesia católica, cuyo Arzobispo oaxaqueño José Luis Chávez Botello los ha considerado como los no hijos de Dios, a practicar el respeto. “Obviamente que también dentro de la iglesia hay homosexualidad, pero no se destapan. Se la viven en el closet “apuntó Boijseauneau.

Por su parte Yoshio acotó “yo a nivel personal no me siento cómodo yendo a una iglesia que me discrimina, me excluye y piensa y predica que no es natural mi forma de ser”.

Respecto a la Comisión de la Familia instalada la semana pasada en el Senado de la República y los declaraciones de los senadores que la conforman de que combatirán contra los matrimonios entre personas del mismo sexo y contra el derecho al aborto, Villalobos explicó:

“La ofensiva de la derecha y la iglesia retrograda es siempre concentrarse en ese tipo de comisiones, e intentan echar atrás las demandas que la sociedad ha logrado. Todos tenemos derecho a amar a quien queramos amar, pero a estos políticos les espanta. Les espanta lo diverso, lo diferente. Esta comisión pretende taparle los ojos al mundo, tratando de ocultar que existe la diversidad, que existe el aborto, que existen las personas que desean matrimoniarse, amarse y hacerse cosas con personas de su mismo sexo” y agregó:

“Los legisladores, ya se de la cámara de diputados o del senado, tendrán que dedicarse a hacer leyes que nos beneficien, no que coarten nuestros derechos. Ya no estamos en el momento en el que los legisladores se sigan preguntando si van a hacer leyes para hombres o para mujeres…que hagan leyes para personas”.

La quinta marcha-calenda por la diversidad sexual e identidad de género en Oaxaca, se llevará a cabo este 5 de julio, a las 18 horas, partiendo de la fuente de las ocho regiones.

Foto: Juan Antonio Sánchez León