Gobierno avanza en “campo minado” de seguridad pública: AMLO

La Jornada

El gobierno federal avanza en el “campo minado” de seguridad pública, heredado por las anteriores administraciones, expuso hoy el presidente Andrés Manuel López Obrador. Al celebrar el primer año del despliegue la de la Guardia Nacional en el Campo Marte, insistió en “no darle paso a la corrupción. Si actuamos con rectitud, con honestidad, va a lograrse el renacimiento de México. Es fundamental no permitirla y establecer la honestidad como forma de vida, no olvidemos eso. Es preferible heredar a los hijos pobreza, pero no deshonra”.

La estrategia del gobierno se funda en el combate a la corrupción, porque “sin valores éticos no queda nada, únicamente delincuentes, corruptos, malas personas, malos ciudadanos, malos servidores públicos. Por eso lo principal en el gobierno que encabezo es actuar con rectitud, con integridad y, sobre todo con honestidad, con ética”, señaló.

Sobre el césped donde se ha practicado el deporte de polo, se desplegaron doce vehículos de la Guardia Nacional, y se distribuyeron medio centenar de efectivos de ese cuerpo de seguridad, entre ellos una docena que recibieron diplomas de reconocimiento a distancia. En una de las tribunas laterales (de espalda al Auditorio Nacional) el presídium se integró por nueve funcionarios, entre ellos la jefa de gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, y la secretaria de Gobernación, Olga Sánchez, junto a los mandos del Ejército Mexicano, la Marina y la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana.

En su alocución, el presidente de la República expuso un panorama del origen de la Guardia Nacional, y el impulso de su gobierno al cambio de la norma que ahora la oficializa: “Todos sabemos el cómo se origina esta Guardia Nacional, para garantizar la paz y la tranquilidad en nuestro país. El Ejecutivo Federal (cuando él asumió la presidencia) estaba muy limitado. porque no podía utilizar para labores de seguridad pública a las fuerzas armadas. Estabas prohibido en la Constitución.

“Las fuerzas armadas tenían la tarea de la defensa de la nación, la seguridad nacional y no se les permitía participar en funciones de seguridad pública. De modo que el titular del Ejecutivo sólo contaba con una Policía Federal que se creó en los últimos años, pero que desgraciadamente no logró consolidarse en lo cuantitativo, estaba integrada por 36 mil elementos y solo la mitad eran efectivos, podrían hacer labores de seguridad pública. Eso era lo único que se tenía para todo el país. Faltaba en esa corporación profesionalismo, disciplina, y con el paso del tiempo se fueron arraigando vicios de todo tipo, y tampoco honestidad, considero era lo más grave”.

Así, ponderó, es mucho lo avanzado, ha habido una amplia convocatoria. Mujeres y hombres se han integrado de “manera consciente y con el propósito a que juntos logremos la paz y la tranquilidad que el país necesita. Ya la Guardia Nacional cuenta con 96 mil elementos, en un año, también es importante destacar que en muy poco tiempo por el trabajo conjunto se han construido cuarteles. A fines de año vamos a tener 160 cuarteles para los elementos de esta corporación”.

También, adujo que el fondo de la estrategia es atender las causas de la violencia criminal. “El que haya oportunidades de trabajo para nuestro pueblo, que se combata a la pobreza, a la marginación, que se atienda a los jóvenes para que no sean enganchados por la delincuencia, esa es la base de la nueva estrategia de la seguridad pública. El mal hay que enfrentarlo haciendo el bien. La paz y la tranquilidad son fruto de la justicia. Eso es la prioridad”.

Y dio lectura a una metáfora. A un matemático árabe -dijo- se le atribuye: “Le preguntaron a este gran matemático sobre el valor del ser humano, y éste respondió: si tiene ética, entonces su valor es igual uno, si además es rico súmele un cero y será igual a cien; y si además es una bella persona agréguele otro cero, y su valor será igual a mil, pero si pierde el uno que corresponde a la ética, perderá todo su valor pues solamente le quedarán los ceros”.