Violencia en el noviazgo, una de las causas de embarazos adolescentes no deseados

0
477

La violencia sexual en el noviazgo es una forma grave de someter a las mujeres. El miedo a decir no es, en parte, una causa de las elevadas cifras de embarazos adolescentes. Por ello, para prevenir la violencia durante el noviazgo es necesario trabajar en la sensibilización y la educación no sólo con las y los jóvenes, sino también desde la primera infancia para enseñar a amar sobre la base del respeto y la equidad de género y en especial, sin sufrimiento.

En el marco del Día del Amor, a decir de Anabel López Sánchez, titular del Instituto de la Mujer Oaxaqueña (IMO), el modelo de amor romántico es uno de los factores que contribuye a favorecer y mantener la violencia de género en la pareja. El noviazgo se convierte en escenario de los estereotipos adquiridos. Mientras se acepta socialmente que el hombre sea un conquistador, las mujeres se involucran en relaciones violentas, pues tienen muy interiorizada la idea de sacrificio.

De acuerdo a datos de la Encuesta Nacional sobre la Dinámica de las Relaciones en los Hogares 2011 (ENDIREH) en Oaxaca 1 de cada 3 mujeres solteras, es decir el 34.7%, señala haber experimentado violencia por parte de su novio o ex novio a lo largo de su relación. La baja autoestima, el displacer, las infecciones de transmisión sexual, el escaso rendimiento escolar y embarazos adolescentes no deseados, que a su vez pueden derivar en muerte materna y perinatal, son algunas de las consecuencias derivadas de la violencia en las relaciones amorosas.

Resulta preocupante dice López Sánchez, que durante el 2012 los Servicios de Salud de Oaxaca (SSO) registraron 13 mil 500 embarazos en adolescentes, principalmente de 17 años. Ante esta problemática, López Sánchez se pronuncia por normar el derecho a la salud sexual y reproductiva, sin distinción ni discriminación; considerar la difusión y el uso de los métodos anticonceptivos como estratégicos; garantizar que los programas de planificación familiar, anticoncepción y salud reproductiva para adolescentes sean obligatorios, eficientes y no discrecionales.

Es prioridad para el gobernador Gabino Cué Monteagudo, reducir los índices de mortalidad materna, por ello no podemos bajar la guardia en el trabajo conjunto e integral de prevención y atención, tanto de la violencia de género, como de la salud reproductiva de mujeres, niñas y adolescentes en Oaxaca, acotó Anabel López Sánchez.

Al abundar sobre la violencia en el noviazgo, la titular del IMO señaló que ésta facilita el avance a niveles más altos de agresión. Entre los novios los golpes no son la manifestación ordinaria de la violencia, pero en el ámbito del “juego” son comunes, y eso lleva a que su gravedad parezca mínima, y conforme avanza la relación, es más difícil identificar la diferencia entre el respeto y la ofensa.

La ENDIREH 2011 también señala, continua López Sánchez, que sobre la forma de maltrato que han recibido las mujeres solteras de parte de su novio o ex novio a lo largo de su relación, las agresiones más frecuentes son las emocionales. En Oaxaca, a 57.3% de las mujeres solteras, es decir, 6 de cada 10, el novio o ex novio les ha dejado de hablar; así también a 45.8% ellos les han reclamado que los engañan; a 28.8% las han ignorado o no las han tomado en cuenta, una cifra similar 27.1% las ha tratado de dominar o controlar; a 23.3% les han pedido que cambien su manera de vestir; a 21.7% su novio o ex novio les ha hecho sentir miedo, las ha vigilado o espiado; y el 8.3% ha padecido violencia extrema.

Lamentablemente, en nuestra entidad, 98.1% de las mujeres solteras que fueron violentadas por su novio o ex novio a lo largo de su relación no denunciaron la agresión. Los niveles de incidencia de violencia entre las mujeres solteras, constituye un alto riesgo de la conformación futura de hogares disfuncionales. Por ello sociedad y gobierno debemos asumir la responsabilidad de fortalecer los mecanismos para evitar que futuras parejas que se unen de manera formal e informal, sean integradas por hombres con conductas agresivas hacia las mujeres.

En este contexto, la directora del IMO sugiere acercarse a este Instituto en Eucaliptos 422 col Reforma y a través de la línea 01 800 8317656 para informarse, o bien al Centro de Reeducación para Hombres que ejercen Violencia contra las Mujeres en Santa Lucía del Camino.