A unas horas de entrar a semáforo naranja, se disparan los contagios de COVID-19

Maribel Martínez/RIOaxaca

Oaxaca de Juárez. Al corte de este 5 de julio, los Servicios de Salud de Oaxaca (SSO) reportaron 6,451 casos acumulados de COVID-19 en el estado y 637 muertes.

La dependencia comunicó que en el estado hay 1,013 casos sospechosos, los cuales están a la espera de los resultados de sus pruebas, mientras que el estado permanece en semáforo rojo.

También, reportó que mil 13 personas se encuentran en espera de resultados de laboratorio.

De acuerdo con la Secretaría de Salud Federal, Oaxaca pasará de semáforo rojo a semáforo naranja de riesgo epidémico, lo cual aplicará para la próxima semana, del día 6 al 12 de junio.

Las recomendaciones se aplicarán a los negocios como gimnasios que podrán dar el 50% de su capacidad con previa cita; los cines, teatros, museos y eventos culturales soló permitirán el 25 % de su capacidad, lo mismo que las plazas comerciales y las iglesias, sin embargo, los bares permanecerán cerrados.

Por su parte, el gobernador Alejandro Murat Hinojosa refirió que en los próximos días se estará informando a las y los oaxaqueños a través de las diferentes Secretarías las condiciones de reapertura gradual de diversos sectores económicos de acuerdo con lo permitido por la situación de la epidemia en la entidad.

“Quiero reiterarte, que la enfermedad del COVID-19 no tiene cura, por lo tanto, debes de ser responsable de utilizar cubrebocas en la vía pública, lavarte las manos, quedarte en casa y salir solo en caso necesario”, señaló el Mandatario Estatal.