‘Corto circuito’ por plan para reagrupar a CFE

El Financiero

Ciudad de México. La Secretaría de Energía (Sener) propuso una reestructuración interna de las seis subsidiarias de Generación en la Comisión Federal de Electricidad (CFE) mediante un anteproyecto publicado en la Comisión Nacional de Mejora Regulatoria (Conamer).

En la propuesta, enviada por Rocío Nahle, titular de la dependencia, señala que la actual estructura de la división que produce la electricidad en la CFE, impide una comunicación efectiva entre las distintas áreas, hecho que deriva en costos operativos, entre otros, por lo que propuso cambios al Decreto por el que se ordena la Estricta Separación Legal de la Comisión Federal de Electricidad, publicado en el Diario Oficial de la Federación el 11 de enero de 2016.

Los cambios al Artículo Primero buscan que la Sener decida en cuántas subsidiarias, o si en una sola, se dividirán las actividades de generación de la CFE, previa propuesta de la Empresa Productiva del Estado, y no en cuatro, o más, como ordena la normatividad vigente.

PUBLICIDAD

inRead invented by Teads
La CFE argumentó que dicha separación le trajo sobrecostos por 60 mil millones de pesos en 2017, y citó un reporte de la Auditoría Superior de la Federación que comprueba la ineficiencia del modelo actual.

Además, solicitó que quede exenta de Manifestación de Impacto al no afectar a otras empresas.

Difieren expertos
Víctor Ramírez, especialista en el sector eléctrico, señaló que lo presentado por Sener camina hacia un monopolio en materia eléctrica.

“Lo que se está haciendo es fortalecer a CFE convirtiéndolo en un actor preponderante del sector, dándole todas las herramientas para que actúe casi como un monopolio, lo que afectaría a los que están en competencia y al consumidor final”.

Sin embargo, Edgar Alvarado, de Ombudsman Energía México, señaló que la unión de una empresa no es un monopolio, sino que se da cuando un actor utiliza su poder para colocar barreras en el mercado, es decir, no permite que otro competidor entre.

“Si esa reorganización te puede llevar a que ese poder de mercado le establezca barreras y entrada a otros actores, entonces la manifestación vendría de la Comisión Federal de Competencia (Cofece)”.

Gonzalo Monroy, director general de GMEC, afirmó que “con la medida, el mercado queda restringido a las capacidades de operación y financiamiento. Esta medida le ayuda mucho a la CFE, y el resto, industriales o domésticos pierden”.

Sobre las acusaciones de que busca ser un monopolio, la oficina de comunicación de CFE explicó que la iniciativa no violenta la legislación actual y que “la visión es fortalecer a CFE desde todas sus instancias y desde todas sus empresas respetando siempre el tema de lo que marca la Ley a partir de la Reforma Energética (…) hasta hoy es un proyecto que se somete a consideración”.

César Reyes, de Zumma Energy Consulting, dijo que la intención es reorganizar los activos para poder tener un mayor control y buscar eficientar los costos de operación.

“Creo que es congruente con el modelo de CFE que tienen en mente aunque la estrategia del gobierno para el sector eléctrico aún no esté clara del todo. Habrá que esperar al Plan Nacional de Desarrollo, el plan sectorial de energía y el Programa de Desarrollo del Sistema Eléctrico Nacional (Prodesen)”, expuso.

Industriales piden información
En tanto, Enoch Castellanos, presidente de la Cámara Nacional de la Industria de la Transformación, indicó que hay poca información disponible del tema y aseguró que “buscaremos que nos clarifiquen los impactos a la industria y cuál es el objetivo de la modificación”.

Dijo que una reagrupación de las subsidiarias pondría en riesgo los avances conseguidos con la reforma energética en la apertura del sector.