Socioformación: Comunicología y su relevancia

Amira Azucena Cruz Ramírez

La Comunicología es la Ciencia de carácter interdisciplinario que estudia los sistemas de comunicación humana y sus medios

  • Qué gusto que el 12 de mayo se reconozca a quienes la ejercen
  • Incluyamos la felicitación de este 15 de mayo a quienes la enseñan

Este martes de Socioformación permítanme contar con su amable lectura para abordar, brevemente, lo que es la Comunicología y su relevancia.

¡Qué gusto que el 12 de mayo se reconozca en México a quienes la ejercen! ¡Por eso medios de información y comunicación, así como Instituciones de Educación Superior (IES) felicitaron a comunicólogas y comunicólogos! (https://www.excelsior.com.mx/expresiones/hoy-es-dia-del-comunicologo/1312537;

https://www.unomasuno.com.mx/hoy-se-celebra-el-dia-del-comunicologo/;

https://www.economiahoy.mx/nacional-eAm-mx/noticias/9133956/05/18/Por-que-el-12-de-mayo-se-celebra-el-Dia-del-Comunicologo.html).

¡Incluyamos la felicitación de este 15 de mayo, Día de la Maestra y el Maestro a quienes la enseñan!

Bien, si les parece, para ahorrar tiempo y recorrido por varias autoras y autores, de diversas teorías de la Comunicación, establezcamos un techo mínimo: La Comunicación es una acción exclusivamente humana, por la que se pone en común desde una idea, un sentimiento, un hecho, hasta una ideología, a través de diversos medios, generando una interacción.

Para estudiar a la Comunicación y su complejidad, así como para demostrar y defender que este estudio es una Ciencia, en el año 2003 se creó el Grupo hacia una Comunicología posible (Gucom), cuyo principal promotor es Jesús Galindo Cáceres, licenciado en Comunicación, maestro en Lingüística y doctor en Ciencias Sociales. Fundador del doctorado en Comunicación de la Universidad Veracruzana en 2001. Autor de 22 libros y más de 170 artículos publicados. Integrante de la Asociación Mexicana de Investigadores de la Comunicación (AMIC) desde 1982. Integrante del Programa de Estudios sobre las Culturas Contemporáneas desde 1985. Integrante del Sistema Nacional de Investigadores desde 1987. Coordinador del Grupo de Acción en Cultura de Investigación (GACI) desde 1994. Integrante de la Red Cibercultura y Nuevas Tecnologías de Información y Comunicación (Reciber) desde 2003. Y promotor desde 2003, de la Red de estudios en teoría de la Comunicación (Redecom).

El trabajo del Gucom ha sido tan importante, que la definición de Comunicología en el Diccionario de la Lengua Española ha cambiado de “1. f. Ciencia interdisciplinaria que estudia la comunicación en sus diferentes medios, técnicas y sistemas” a “1.f. Ciencia de carácter interdisciplinario que estudia los sistemas de comunicación humana y sus medios”.

Notemos por favor la relevancia de su “carácter interdisciplinario”, que estudia “sistemas”, de “comunicación humana” y sus “medios”.

Este carácter interdisciplinario le permite complementar cualquier otra Ciencia, porque su principio y fin es la Comunidad, explica Jesús Galindo Cáceres en Hacia una Comunicología Posible: en principio la Ciencia de la Comunicación busca conocer cómo es que la gente forma comunidades, pone en común algo. Y por tanto cómo permanece bajo esas formas en el tiempo y en el espacio, y cómo cambia, se expande y se estrecha en esas figuras de comunidad. La Comunicología complementa –por ejemplo- a la Ingeniería Social en una Ingeniería de la Comunicación Social que busca intervenir en las configuraciones de comunidad y asociación, en las formas constructivas de unión y separación, y de puesta en común o promoción de la diferencia. Todo un campo de trabajo, todo un programa por desarrollarse en diversos espacios sociales (Cáceres, L. J. G. 2005).

La Comunicología estudia sistemas y medios, a través de las cuatro dimensiones de la Comunicación: Expresión, Difusión, Interacción y Estructuración. Al respecto explica Galindo Cáceres (disponible en http://www.redalyc.org/pdf/694/69410102.pdf):

“Si entendemos que Comunicación es la acción que mueve a poner en común algo entre entidades que participan de esa intención, el siguiente paso es mirar cuatro dimensiones básicas para percibir y mejor entender el espacio conceptual de ahora sobre la Comunicación.

Cada una de esas dimensiones marca límites para lo que es y lo que no es, y en ese momento requiere sintetizar con claridad los principios constructivos que hacen pertinente esa cualidad.

  • La expresión retoma todo lo que está asociado con lo que se llama “producir mensajes”, desde el acto mismo del habla hasta el diseño del contenido de una campaña publicitaria o un largometraje cinematográfico. Los principios constructivos de esta dimensión podrían ubicarse en el campo del arte y la estética, por una parte, pero también en el campo del lenguaje y la organización formal del texto y el discurso. Las disciplinas que confluyen aquí son, entre otras, estética, lingüística, semiótica, lógica y retórica; formas estables de expresión, como literatura, música y bellas artes en general, y el diseño gráfico y las ciencias del diseño, con sus preceptivas, sus convenciones, sus formalismos.
  • La difusión construye el marco con el cual se mira a los medios de difusión colectiva y no tan colectiva. Todo lo que implica un fenómeno de paso de un sistema de información o sus partes, de una entidad a otra está dentro de esta dimensión, ya sea que se comparta o que sólo se afecte. El cuerpo de objetos y asuntos que trata esta perspectiva es tan extenso y básico para la vida en sociedad, que puede ser una perspectiva de fondo para entender lo social, lo cultural y lo histórico. De ahí que ya exista un nombre para la Ciencia que se encargaría de todo esto: la Mediología.
  • La interacción es el corazón de una Comunicología posible, por la mutua afectación de dos o más sistemas organizados por el contacto, por la propia acción, y de las otras entidades. La imagen es la de sistemas separados que entran en contacto y se afectan. Es la imagen de la ecología y de la cosmología más compleja. La imagen misma de la complejidad tal y como hoy la entendemos. Ésta es la dimensión de la vida amorosa, familiar, vecinal, laboral, comunitaria y social. Lo mismo se incluye la situación de encuentro entre dos extraños o dos personas amigas, que la de relación entre dos civilizaciones y grandes formas culturales, como cuando Europa se encontró con lo que llamaron América.
  • Para comprender la estructuración: Si observáramos a un tetraedro miraríamos a un objeto con cuatro caras formadas por triángulos. Si lo asentáramos en una superficie y lo viéramos desde arriba, miraríamos a tres triángulos unidos en una punta. Ésa es la imagen de la estructuración. Las tres caras que se unen en una punta son la expresión, la difusión y la interacción, y la punta, por una parte, y la base en que están asentadas las tres caras, por otra, son la estructuración. En esta dimensión se unen las otras tres. Por un lado, una parte del sistema social expresa; por otro, esa expresión puede difundirse en otras partes del sistema, y por otro, esa difusión puede tener una reacción que modifica el proceso en condiciones de interacción. Mirar al mundo social en esta complejidad es la visión de la estructuración. Aquí confluyen todas las ciencias y perspectivas asociadas a la vida social; todas, desde las ciencias sociales, pasando por la economía y la psicología social, hasta la cibernética, la sistémica, la memética y la mediología. Todas. Aquí se construye la visión general y entera de la vida social desde una perspectiva comunicológica”.

La Comunicología, es, en palabras también de Galindo Cáceres “este vértice emergente, una Ciencia social-cultural-histórica, evolucionada bajo principios constructivos de complejidad”.

Por eso verán –y me da mucho gusto- a valioso capital humano construido desde la Ciencia y las Técnicas de la Comunicación, en diversos equipos profesionales, todas y todos, aportando para “poner en común –algo-“ al complejo devenir social, como lo explica la Comunicología.

Les agradezco infinitamente cada oportunidad que me dan y me reitero a sus órdenes. Abrazo fuerte.

Sobre la autora:

Amira Azucena Cruz Ramírez es licenciada en Comunicación y maestra en Mercadotecnia; Diplomada en Políticas Públicas con Perspectiva de Género. Diplomada en Derecho de Acceso a la Información Pública. Ha sido catedrática de Publicidad, Mercadotecnia, Marketing Político, Comunicación Política, Opinión Pública, Periodismo, Derecho de la Información y Derechos de la Comunicación en Instituciones de Educación Superior privadas en Oaxaca.

En medios de comunicación se desempeñó como continuista, conductora, reportera, guionista y productora. En el servicio público ha laborado en áreas de comunicación, difusión y profesionalización. Fue integrante activa de dos Organizaciones de la Sociedad Civil, una por la profesionalización de comunicadoras y comunicadores, y otra por la socialización y defensa del Derecho a la Información.

Es consultora en Comunicación, Mercadotecnia, Ortografía, Redacción, Radio y Lenguaje Inclusivo.