Notoriamente disminuida, sección 22 se anuncia en pie de guerra

Sin el arrojo indómito de antaño, con una prudencia que  suena a contención, se llevó a cabo por parte de la Sección 22 de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) una conferencia de prensa donde se anunció una “gran movilización” este próximo viernes dos de octubre.

Rubén Núñez Ginez, aún se mantiene como secretario y máximo dirigente de la sección, después de que hace semanas la asamblea estatal magisterial  decidiera remover al total de los integrantes de su comisión negociadora, bajo expresas sospechas de haber negociado con el gobierno federal en lo oscurito ante la expropiación que este le hiciera al magisterio oaxaqueño de los manejos y destinos del Instituto Estatal de Educación Pública de Oaxaca (IEEPO).

Uno de los de principales destituidos de dicha comisión, el todavía secretario de organización del Sindicato, un solitario Francisco Villalobos, veía con un dejo de nostalgia desde las gradas del auditorio del edificio de la CNTE oaxaqueña, como su lugar acostumbrado hasta hace unos semanas, al lado de Ginez (quien según versiones no fue también destituido por una mera cuestión de estatutos) estaba siendo ocupado por alguien más.

“Seguimos vigentes y en resistencia” dijo el secretario, anunciando que la asamblea nacional representativa tenía como obligación el cumplimiento  de un acuerdo de las bases, consistente  reorganizar fuerzas y conformar un movimiento magisterial unificado en el estado.  

Ginez dijo que existe ya una exigencia al gobierno estatal de aperturar una mesa de negociación con la comisión política del sindicato que todavía representa.

La movilización del 2 de octubre será en consecuencia un recurso para llegar a una negociación en la que se traten asuntos de carácter educativo, específicamente la aprobación del Plan para la Transformación de la Educación en Oaxaca (PTEO).

Punta lanza de la ley estatal de educación propuesta por la 22 en oposición a la Reforma Educativa Nacional, y que apena el año pasado fue la causa que el magisterio oaxaqueño adujo para comenzar su plantón y tianguis en el zócalo de la ciudad durante las fiestas de la Guelaguetza 2014.

“Nos declaramos en resistencia y reorganización” Ginez recordó que el PTEO magisterial partió de una propuesta hecha con los resultados arrojados por 38 foros realizados en todo el estado de Oaxaca.  

Dijo que la Cámara diputados y el gobernador Gabino Cué ( el mismo que estampara su firma en el decreto que apartó al IEEPO de la influencia magisterial) se comprometieron en su momento a cumplir con la aprobación de la ley educativa magisterial.  

Mencionó que la 22 estará vigilante del proceso legislativo  de la Cámara de diputados  local, aunque se dijo consciente de saber que los votos de estos irán en el sentido de aprobar y armonizar la nueva ley de educación nacional en el estado de Oaxaca,  vigente en el noventa por ciento del país desde el año pasado.

Ginez dijo que existe ya un llamado a una convención popular a celebrarse en Ayotzinapa y que el límite para que sus exigencias sean cumplidas será de aquí al viernes dos de octubre.

“Nos reservamos el derecho de accionar permanentemente, con actividades se realizaran en todas las regiones del estado”.

Sobre el reciente asesinato del exdirigente magisterial, Alejandro Leal  Díaz, dijo que este es símbolo del nivel de represión y persecución que existe actualmente contra la causa magisterial, y que la exigencia de justicia y castigo a los culpables es clara.

Respecto a posibles acciones a emprenderse por parte del magisterio contra la cámara de diputados local en su búsqueda porque se apruebe su propia ley de educación, Ginez soltó una respuesta que confundió a más de uno.

“Lo tendremos que decidir en la asamblea estatal. El plantón estatal y nacional continúa”.

Referente a si existe un pronunciamiento por parte de la Sección en contra de la construcción  del Centro de Convenciones, o incluso, como algunas especulaciones lo marcaron, la sección 22 estaría en planes de boicotear el plebiscito, que para decidir su construcción o no, se realizará este domingo, el dirigente respondió.

“Estaremos muy pendientes con lo que pase ahí y con la explotación generalizada de recursos naturales en nuestro estado”.

Con el anunció final de que debido a la movilización magisterial de este 2 de octubre, se suspenderán las clases en las escuelas públicas de Oaxaca, vino la pregunta a los maestros presentes si no tenían miedo de que el IEEPO les aplicará un considerable descuento.

“No” fue la respuesta de varios de los maestros que acompañaban en la mesa a Rubén Núñez Ginez .